viernes, 25 de diciembre de 2009

¿Quién cobra primero en Fiestas Patrias y Navidad?

En las entidades del estado, cual es el personal que recibe su sueldo y gratificaciones mucho antes de celebrar las Fiestas Patrias o la Navidad

Dicen que siempre que hay un cambio de mando presidencial o municipal, o cuando es mes de Fiestas Patrias y Navidad los primeros en cobrar son los funcionarios, y como son días vísperas de feriados, suelen “olvidarse” del resto, de aquellos que no tienen gratificación, jubilación, vacaciones, CTS,
escolaridad, horas extras, seguro médico, en fin nada, sólo sus reducidos honorarios los cuales tampoco serán cobrados ni el 27 de julio ni el 24 de diciembre, probablemente, con suerte el 31 del mes a las 8 pm., sólo tal vez, posiblemente se les abone los primeros días del mes siguiente, así la entidad estatal aparece como eficiente al colocar los capitales o porque se pagaron menos intereses a costa de los trabajadores.

Lo curioso es que esas entidades si destinan fondos para los ágapes, ignorando que sus trabajadores desean festejar las fiestas con sus seres queridos y no con sus jefes, lo cual ya no podrá ser.

sábado, 12 de diciembre de 2009

Personal de Confianza o de Favor




La familia y los amigos pueden ser personal de confianza y/o de favor



Siempre escuchamos que las empresas públicas o privadas contratan “a dedo” a personal de confianza y/o de favor, por ello, con un poco de imaginación decidí realizar un análisis sobre el tema.

Yo considero que una persona es de confianza, cuando aquel que la elige tiene plena seguridad sobre su actuar.

Uno de mis mejores ejemplos es el de la madre de familia que debe laborar fuera de su hogar, por ello contrata a una persona (usualmente otra mujer) para que le cuide a su niño recién nacido. Se dan cuenta que no estoy hablando de dinero, no hay monto sobre la Tierra que valga un hijo, sin embargo, la madre que requiere ir hacia otro lugar para poder mantener adecuadamente a su crío, debe tener el suficiente nivel de confianza como para dejarlo al menos 10 horas al cuidado de una persona extraña, a veces una desconocida.

Por el otro lado se encuentran las personas contratadas de favor, aquí hay dos modalidades, aquellas que lo merecen y aquellas en las que el contratante está obligado a aceptar.

Normalmente aquellas que lo merecen pueden ser principiantes (como el caso de una empleada del hogar) o personas expertas en alguna actividad profesional, arte u oficio, que requiere un puesto de trabajo, al cual pondrán todo su empeño para demostrar que merecen ser calificados como personal de confianza, por ello en el desempeño de su labor demuestran ser eficientes y eficaces.

Por el contrario, en el opuesto se encuentran aquellas personas a las que se les asigna una responsabilidad laborar de favor “sin merecerlo”, ellos podrán tener todos los títulos nobiliarios que justifiquen su contratación, pero en el momento de desarrollar su labor demuestran su ineptitud, petulancia, ignorancia y torpeza, pero por razones ajenas a su voluntad los contratantes los tienen que aceptar.

Al realizar un paralelo, pregunto, alguno de ustedes contrataría para que cuide a su bebe al último de los nombrados, probablemente sí, de lo contrario no sería tan frecuente ver niños maltratados por sus niñeras.

Si esa experiencia la trasladamos a las empresas públicas, lugar donde normalmente se eligen a personas de confianza para los puestos de jerarquía, se encontrarán a algunos pocos responsables e identificados con su labor, pero la mayoría son seres que despilfarran tiempo y espacio, porque están seguros que nadie les llamará la atención y menos despedir, originando una mala imagen para la empresa, y por lo tanto al público usuario.

En muchos casos, de nada vale obtener muy buenos rendimientos económicos si la imagen institucional se ve afectada, y el perjudicado será también el consumidor final, quien nada podrá hacer ante la incapacidad del colocado “de favor”, que no se cansa de propagar por calles y plazas que labora en dicha institución con mucho amor, con todo su corazón, que se entrega integro, etc., cosa que es cierto, porque no tiene inteligencia.


domingo, 12 de diciembre de 2010. Personal de confianza en el sector público

http://fatimarodriguez.blogspot.pe/2009/12/personal-de-confianza-en-el-sector.html



Todas las imágenes tienen Derechos de Autor Disney


martes, 1 de diciembre de 2009

Falsificación del Numerario

El numerario emitido por la Banca Central debe ser un medio de pago confiable, sinónimo de garantía para el público usuario, pero al realizar cualquier clasificación manual se detectan un importante porcentaje de las piezas no reúne las características físicas para seguir circulando como medio de pago, en especial las monedas emitidas antes del año 1995, las cuales probablemente están siendo utilizadas en un promedio mayor al de la vida útil, considerando las condiciones de manipuleo.

Uso del Numerario

He identificado que los sectores A y B conformado en su mayoría por personas del sexo masculino y un reducido grupo del sexo femenino, emplea instrumentos bancarios, evitando usar numerario nacional y cuando necesita efectivo emplea la moneda extranjera. Pero la mayoría de personas del sexo femenino y los demás ciudadanos que realizan transacciones comerciales aí los utiliza.


Es de abotar que mucha de nuestra población nativa que habita y comercializa en su ciudad mantiene sus costumbres de indiferencia hacia el numerario, porque su sistema de intercambio está basado en el trueque, y el autoabastecimiento, en sus alimentos, vistiendo la ropa que confecciona con materiales que ellos mismos tejen, teniendo una relación con los billetes y monedas cuando empiezan a ofrecer sus productos en el mercado, lo cual facilita la filtración de piezas falsificadas.

Un aspecto importante causante del deterioro del numerario es que la mayor parte de la población no usa billetera o monedero, lo llevan entre su ropa, impregnando toda sustancia volátil como la humedad, el polvo y los aromas propios de cada uno.

Medidas de seguridad

Una de las mejores medidas de seguridad de los actuales billetes, que se encuentra en una pésima ubicación, es la fibra donde se ha impreso la información sobre la denominación y el nombre Perú.


El usuario se limita a ver una línea atravesada, esa ubicación no permite apreciar claramente la glosa del anverso y muchos menos del reverso. 

Ello también ha sido observado por los falsificadores, lo que origina que coloquen una cinta que se aprecia someramente en el anverso, sin considerar el reverso para ratificar la validez de la pieza, porque para ver la información en la pieza original a veces se requiere encender una luz o fijar la vista para confirmar si tiene la misma información que en el anverso, por ello muchos usuarios omiten esa acción que garantiza la calidad de la pieza (en los dólares han puesto especial cuidado en que se vea claramente en el anverso y el reverso el nombre del país y la denominación del billete, ubicándolo correctamente para que sea de fácil detección).

En el caso de las monedas, cuando se explica que estas deben estar bien acuñadas y el escudo en la correcta posición así como los dibujos del reverso, ante piezas gastadas con un nulo nivel de conocimiento sobre lo que es una correcta acuñación, el usuario cree que con observar alguna imagen es suficiente porque ignora que esa imagen gastada pudiera ser una pieza falsificada.



Piezas Falsificadas

Cuando no se da un adecuado mantenimiento al numerario y se ofrece limitada información, motiva que los falsificadores aprovechen el momento y se dediquen a fabricar billetes y monedas en las denominaciones más usadas e introducirlas en el mercado.

Y lo que es peor en el caso de las monedas, se dan la libertad de realizar una acuñación deficiente y artesanal, llegando al extremo de falsificar monedas y hacerlas circular en condiciones opacas y gastadas, y como el público aún tiene en sus manos piezas originales del año 1991 y 1994, las utiliza como patrón de referencia,  las acepta por el desconocimiento.

Hasta que llega a una entidad bancaria en que es detectado por el ventanillero. Por eso el constante reclamo de los ciudadanos al declarar que las medidas de protección son sólo para los cajeros y para el Instituto Emisor, casi nunca para ellos. Para reducir el número de las falsificaciones y prevenir al público, son necesarias efectivas campañas de información sobre las características de fabricación del numerario.

Un detalle importante en el delito de falsificación de numerario es que mientras esta tenga un poder adquisitivo que le represente una mayor ganancia, será falsificado tal como ocurrió, según mi artículo “Análisis de las Estadísticas de Falsificación de Billetes durante 1972-1989”, por ejemplo en la denominación de S/.500 emitida entre 1946-1985, se observó el mayor número de piezas falsificadas en el año 1974.

El efecto de la variación en los precios originó que otras piezas falsificadas de la misma denominación no fueran detectadas en ese año y ni en los siguientes, y pasaran desapercibidas algunos años después, porque las ventanillas de los bancos no se presta mayor atención en la calidad de la piezas cuando ha perdido su valor real, solo se revisa su cantidad.

Los delincuentes estudian el mercado, a veces mejor que los funcionarios de la Banca Central, toda vez que reciben mayores ingresos cuando mayor cobertura tengo su delito de falsificación.

Medidas para evitar falsificaciones

En las recomendaciones sobre la identificación del numerario falso o verdadero, sugiero dejar de lado la que ofrece la de revisar la diferencia entre una pieza y otra, porque a veces no se tiene otra pieza de igual denominación o porque ambas son falsas.

Realizar un real mantenimiento de la calidad del numerario y proporcionar de manera eficaz capacitación de las medidas de seguridad, mostrando todos los diferentes diseños de billetes y monedas emitidos por denominación que están circulando (la decisión de modificar las características de diseño de la denominación y o comunicarlo en forma deficiente al público, también da oportunidad al falsificador).

Según los resultados de los datos trabajados en mi Tesis “Preferencia en el uso de los metales en las unidades monetarias del Perú” es necesario revisar si el nivel de circulación

• De los billetes, si es consistente con el Índice de Uso Promedio que debe situarse normalmente entre el 40% y 50% al inicio de la circulación de una denominación billetes, circulando entre el 20% y el 30% cuando se encuentra posicionada en el mercado. Si el índice es mayor definitivamente están circulando piezas totalmente desgastadas.

El índice de Uso Promedio de las Monedas es del 80% cuando se inicia la circulación, manteniéndose entre el 80% y el 90% durante todo el período de su vida útil, retirando de la circulación las piezas gastadas, que representa aproximadamente un 10% cuando la moneda está circulando durante más de cinco años. Si el índice es mayor al 90% es posible que estén circulando monedas demasiado deterioradas.

Esos índices son los máximos permitido entre lo que se fabricó y lo que se ha emitido, para asegurar que efectivamente están circulando en buenas condiciones. Cuando la relación es mayor significa que no se está vigilando ni se está manteniendo la emisión del numerario.

En el Perú el numerario es emitido por el Banco Central de Reserva del Perú, y las monedas fabricadas por la Casa Nacional de Moneda.

Más leídos la última semana

Parque Municipal de Barranco

Parque Municipal de Barranco

VideoBar

Este contenido todavía no está preparado para las conexiones cifradas.

Parque Las Americas

Parque Las Americas

Parque Rabin

Parque Rabin

Glorieta del Parque Municipal de Barranco

Glorieta del Parque Municipal de Barranco

Saenz Peña

Saenz Peña

Más leídos del Blog

Calle José Galvez

Calle José Galvez

calle Becerra Distrito de Miraflores

calle Becerra Distrito de Miraflores